Salud en Paraguay, drama que requiere reformas profundas

Un gran porcentaje de paraguayos sufre las peores peripecias a la hora de acceder a los centros asistenciales del país, ya que el sistema de salud no cuenta con las garantías necesarias para cada ciudadano. El doctor e investigador Edgar Giménez explica las posibles soluciones.

Proyecto para mejorar la salud Foto: Archivo.

Giménez a través de Investigación para el Desarrollos realizó un estudio en el que se determinó que la salud en el país presenta varias falencias tanto en sector público como privado.

“La atención a la salud es un derecho humano que se encuentra en la Constitución Nacional, la cual requiere acciones específicas del Estado para lograr tener garantías”, manifestó el médico a RDN.

Pero este derecho humano no se cumple, ya que la mayoría de los pacientes y familiares son excluidos o para acceder a la salud caen en gastos excesivos que llevan a muchas familias a adquirir deudas inmensas, expresó el especialista.

Por ejemplo, el 70.88% de la población no tiene seguro médico, esta realidad empeora en las zonas rurales donde el 86.65% está en esta situación.

Doctor Edgar Giménez Foto: Cristina ID.

El galeno indicó que con el modelo actual, las personas no tienen la garantía de que recibirá la atención que necesita, porque depende de la disponibilidad o el acceso a esos servicios.

En tanto que esta falta de garantías es el origen de la exclusión social y de los gastos descomunales en salud ante una enfermedad o accidente.

Incluso los asegurados están expuestos a distintos grados de incertidumbre dependiendo del periodo de carencia, del tipo de enfermedad, del plan de seguro y de los mecanismos de exigibilidad.

Giménez detalló que  según los datos recabados en el 2015, 2.18 millones de personas reportaron estar enfermas en el último trimestre, pero más de 400.000 de ellas no consultaron, el 80% porque se automedicaron.

Además alrededor de 45.000 hogares tuvieron gastos cuantiosos para atender a los enfermos. La incidencia sobre la capacidad de pago del 10% más pobre fue 15 veces superior al del 10% más rico, enfatizó.

El doctor reveló que las personas que pagaron por una hospitalización o enfermedad sufrieron inmensamente a causa de los grandes gastos. La mayoría debió vender incluso sus propiedades o realizar préstamos.

Para solucionar  este escenario  no bastará con incrementar el gasto público y la eficiencia.

El plan para mejorar la situación se fundamenta en 3 herramientas iniciales:

  • El Plan Universal de Garantías de Salud
  • El Plan de inversiones para el desarrollo de redes
  • Fondos de Salud agrupados por programas.

“Mejorar el sistema de salud que tenemos podrá traer beneficios adicionales, pero sin estas reformas estructurales, u otras similares, no será suficiente para tener un sistema de salud con garantías para todos. La forma de hacerlo es a través de la solidaridad, paso a paso y de manera progresiva mediante un amplio consenso social y político”, remarcó.

El médico sostuvo que nadie desea caer en las enfermedades pero todos estamos expuestos, sin excepción, y será difícil librase de ello.

“Si nos toca, quisiéramos tener un sistema de salud que nos proteja”, puntualizó.