Empresariales

Dove desarrolla proyecto para fortalecer la autoestima

Cada 27 de abril se celebra en el mundo el Día de la Autoestima, la que es reconocida por el papel fundamental que juega en la vida de las personas, puesto que permite a cada individuo alcanzar su máximo potencial.

Autoestima. Foto: Ilustración / Gentileza.

En ese contexto es que desde el año 2004 Dove estableció el Proyecto para la Autoestima para asegurar que la próxima generación crezca disfrutando de una relación positiva con su apariencia y ayudar a niñas y adolescentes de esta manera a alcanzar su máximo potencial, mejorando su confianza corporal y contribuyendo a su autoestima.

Los recursos del Proyecto de autoestima de Dove incluyen guías de actividades y artículos del sitio web para ayudar a los padres a abordar temas difíciles como el uso de filtros que distorsionan la imagen corporal; talleres de fomento de la confianza para las aulas y actividades educativas para mentores y líderes juveniles.

Según los datos con los que se cuentan, este proyecto impactó positivamente a más de 69 millones de vidas jóvenes en 150 países de todo el mundo, convirtiéndose en el mayor proveedor de educación sobre la autoestima del mundo.

Para el 2030, Dove planea aumentar su impacto social a través de este proyecto, alcanzando la vida de 250 millones de jóvenes.

Cabe recordar que, a nivel mundial, 8 de cada 10 niñas con baja estima corporal optarán por no participar en actividades fundamentales de la vida, como relacionarse con la familia y los seres queridos, compartir su opinión, unirse a un equipo o club, o incluso salir de casa si no se sienten bien con su apariencia corporal.

5 de cada 10 (54%) mujeres y 7 de cada 10 (72%) niñas con baja estima corporal no serán asertivas ni se apegarán a su decisión, esto incluye no pedir ayuda cuando la necesiten y no perseguir logros académicos.

Los datos destacan que las niñas con menor estima corporal son más vulnerables a los impactos de la distorsión digital y el 45% de las niñas con menor estima corporal utilizan la distorsión digital para sentirse más seguras de sí mismas (frente al 28% de las niñas que tienen una alta estima corporal).

La misión de este proyecto es asegurar que la próxima generación crezca disfrutando de una relación positiva con su apariencia y ayudarlos a alcanzar su máximo potencial.

Esta herramienta permite a los padres y profesores ayudar a los niños a navegar por el mundo que los rodea.

Incluye una sección llamada “Redes sociales: filtros y Selfie talk” para ayudar a los adultos a comprender los desafíos que enfrentan los jóvenes en línea.